Carmelitas Descalzas Altea
Te presentamos.....




P. René, capellán, Carmelitas Descalzas Altea. 

Archivo


Volver al resumen

02/12/2018

Cómo encontrar el camino de regreso 1ª DOMINGO DE ADVIENTO

“El camino de regreso no es tan difícil como te perece ahora. Satanás quiere hacerte creer que es imposible; pero eso no es verdad. El Salvador dio su vida para que tú puedas vencer completamente los problemas que enfrentas “
El propósito de mi mensaje es ayudar a muchos de vosotros a encontrar la vida que queréis tener, no la que vivís ahora.
Te hablo a ti, que estas atrapado en un estilo de vida que no disfrutas ni quieres. Tal vez públicamente afirmes que estas muy bien y rechaces los esfuerzos de otros por ayudarte diciendo que sabes bien lo que haces y que puedes arreglártelas solo. Pero cuando estas a solas, te sientes desdichado, desamparado y a veces con temor; evitas pensar demasiado en lo que estás haciendo; te parece que las paredes te aprisionan; te inducen apetitos que brindan momentáneo placer físico, pero que están seguidos de periodos de profunda depresión. Permíteme ayudarte mientras razonamos juntos.
No es necesario especificar tu problema para ayudarte a vencerlo. Sea cual sea, si viola los mandamientos del Señor, proviene de Satanás; y, si tu aplicas principios justos, el Señor puede vencer toda la influencia de Satanás.
Créeme, el camino de regreso no es tan difícil como te parece ahora. Satanás quiere hacerte creer que es imposible; pero eso no es verdad. El Salvador dio su vida para que tú puedas vencer completamente los problemas que enfrentas.
Cuando alguien menciona los errores que cometes, ¿tiendes a mentir sobre ellos, a hacerlos parecer mucho más leves de lo que en verdad son? ¿Admites sólo lo que se ve, tratando de ocultar a los demás lo mala que es realmente tu situación? Y lo peor de todo, ¿te mientes a ti mismo, haciendo de cuenta que todo está bien cuando no es así? Esa actitud te priva de la ayuda que necesitas y es una puerta abierta a problemas peores.
Quizás tengas miedo cuando eres sincero contigo mismo. Hay muchas razones; una es que cambiar te exige seguir un camino desconocido, angosto y cuesta arriba; el otro parece agradable y fácil, pero lleva al pesar. Ninguno de tus compañeros de error te ayudara cuesta arriba, pues sólo piensan en sí mismos. Tú sabes que la consecuencia de seguir el otro camino es la infelicidad, el fracaso, la desilusión y un temor mayor. Tus amigos no te quieren, sino que te usan para sus fines. ¡No los escuches!




Lucifer hará lo posible por tenerte cautivo; ya conoces su estrategia. E1 te susurra:




“Nadie sabrá.” “¡Sólo una vez más!”




“No puedes cambiar; ya lo intentaste y no pudiste.” “Es demasiado tarde; has ido muy lejos ya.” No permitas que él te desaliente.



Volver al resumen


 
Correo
Llamada