Horario. Liturgia

 

 

  

 «La obra de la redención se realiza ocultamente y en silencio. En el diálogo silencioso del corazón con Dios se preparan las piedras vivas con las cuales va creciendo el reino de Dios y se forjan las herramientas selectas que ayudan a su construcción. La corriente mística que fluye a través de todos los siglos no es un brazo extraviado que se haya separado de la vida de plegaria de la Iglesia, sino que es su vida más íntima. Cuando rompe con las formas tradicionales lo hace porque, en ella, vive el Espíritu que sopla donde quiere: el Espíritu que ha creado todas las formas tradicionales y que debe continuar creando siempre nuevas formas. Sin él no habría ni liturgia ni Iglesia. ¿No fue quizás el alma del salmista real un arpa cuyas cuerdas sonaban al roce suave del Espíritu Santo?»

            Santa Teresa Benedicta de la Cruz (Edith Stein) Carmelita Descalza.